Un hombre de 60 años de Villanueva, Cortés, se convierte en primera muerte por coronavirus en Honduras

Un hombre de 60 años de Villanueva, Cortés, se convierte en primera muerte por coronavirus en Honduras
Photo Credit To Foto cortesia para ilustración

Honduras Quedate en casa

Un hombre de 60 años se convirtió en el primer muerto por COVID-19 en Honduras, donde hay 52 casos confirmados, la mayoría de ellos en el departamento de Cortés y la capital, informó el Gobierno a través del Sistema Nacional de Riesgos (SINAGER).

El fallecimiento fue confirmado por la directora de la región metropolitana de Salud en San Pedro Sula, Dinora Nolasco, quien dijo que el hombre murió a las a las 10:40 p.m. de ayer miércoles.

Según detalló Nolasco, se trata de un hombre del municipio de Villanueva, Cortés, en el norte del país, que fue hospitalizado el sábado pasado en el Hospital Leonardo Martínez Valenzuela con un historial clínico de hipertensión Arterial y Cardiopatía Isquémica.

El paciente, del que no precisó el nombre, tenía un “diagnóstico de COVID-19 y presentó una neumonía”, explicó la funcionaria de Salud, quien indicó que el barrio donde vivía el fallecido ha sido sitiado por las fuerzas de seguridad.
Días antes de comenzar a tener síntomas, el hombre estuvo en una reunión con otra veintena de personas, de las cuales varios están en vigilancia epidemiológica, agregó.

Honduras, que registró sus primeros dos casos de COVID-19 el 11 de marzo, se encuentra desde la semana pasada bajo un toque de queda absoluto, con las clases suspendidas desde el día 12 y fronteras, centros comerciales, restaurantes y comercios que no sean de primera necesidad cerrados.

En las calles del país hay muy poca actividad, pero todavía hay personas que se resisten a cumplir el toque de queda absoluto decretado por el Gobierno y ponen en riesgo su salud y la de sus familias.

En Cortés se reportan 24 de los 52 casos confirmados, en el Distrito Central, que conforman las ciudades de Tegucigalpa y Comayagüela (16); Colón (6); Choluteca (2), Yoro (2), La Ceiba y Lempira, registran un caso cada uno.
El Gobierno ha reiterado la importancia de que la población se quede en casa para frenar el contagio del coronavirus, por lo que este jueves los militares continúan distribuyendo alimentos a unas 800.000 familias pobres que por la emergencia no pueden a trabajar.

Con información de  EFE

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *